Productiva semana de Cecilia Patrón en el Congreso
Cecilia Patrón Laviada, del PAN en la Cámara de Diputados, ya suscribió tres propuestas cuya meta es favorecer la economía del país y principalmente el Estado
Fuente: BOLETÍN

Apenas a siete días de asumir funciones en la 64 Legislatura, la diputada federal Cecilia Patrón Laviada, del PAN en la Cámara de Diputados se puso a trabajar y tan sólo en este período  ya suscribió tres propuestas cuya meta es favorecer la economía del país y principalmente el Estado.

La legisladora indicó que desde el martes la fracción parlamentaria de Acción Nacional asumió la responsabilidad que le fue conferida por la ciudadanía como segunda fuerza política en el Congreso de la Unión al presentar la iniciativa con proyecto de decreto para eliminar totalmente los impuestos a las gasolinas que, en caso de concretarse lograría bajar a más de un 40 por ciento el precio actual.

Dijo que el Impuesto Especial sobre Producción y Servicios es el que tiene a las gasolinas en los niveles actuales, que en el caso de la Premium ya superó la barrera de los 20 pesos y la Magna, la de mayor consumo, se vende a un peso menos. 

Explicó que esta iniciativa es una respuesta a una de las necesidades más apremiantes de la sociedad mexicana, ya que pretende revertir los efectos perjudiciales de la reforma fiscal de 2013.

Una segunda iniciativa que suscribió junto con todos los demás representantes de Yucatán en la Cámara de Diputados está dirigida a reducir el costo de la energía eléctrica para la industria y el comercio del país, que actualmente representa una pesada carga en la función de este sector y por ende, desalienta a quienes desean emprender un negocio.

“Para el Grupo Parlamentario del Partido Acción Nacional (GPPAN) es una de las principales prioridades y hay que recordar que a lo largo de los últimos años ha insistido en la necesidad de corregir errores y daños que se causa a los mexicanos y por supuesto, apoyaremos con todo aquellas iniciativas que favorezcan a las familias mexicanas, aún cuando éstas no procedan del partido.

Recordó que México crece con dificultad, apenas arriba del 2 por ciento; la deuda casi alcanza el 50 por ciento; el peso esta devaluado en 70 por ciento desde que empezó este sexenio; se produce menos petróleo además de la caída de su precio; hay menor inversión; y todo esto ha generado dos millones de pobres más desde 2012 a la actualidad.

Esta deficiente administración caracterizada por la opacidad, el dispendio, mal manejo de las finanzas y de la economía en general, ocasionó la escasez de recursos públicos  para invertir en proyectos que verdaderamente generen desarrollo, lo que al mismo tiempo incentivó a que de forma recurrente el Gobierno Federal tenga que hacer uso de diversas argucias políticas para hacerse llegar de recursos presupuestarios ante la incapacidad de “hacer buen gobierno”.

Es cierto, dijo, que el desliz del precio de la gasolina se ha aplicado desde el último gobierno panista, pero eran ajustes fiscales necesarios y representaban pocos centavos, era un ajuste controlado y venía precedido de un fuerte subsidios a las gasolinas en años previos, prueba de ello es que el IEPS por este concepto fue negativo en los primeros años del gobierno de Felipe Calderón.